¿Qué tienen en común todas las copisterías de la UMA?

¿Qué tienen en común todas las copisterías de la UMA?



Vayas por la facultad que vayas, o por el propio campus de la Universidad de Málaga, hay un elemento que muchas veces se pasa por alto pero que forma parte del día a día de todos los estudiantes. Los profesores también hacen uso de este espacio y los investigadores tienen hasta sus propias demandas. Aunque parezcan iguales, no es lo mismo si vas por la Facultad de Comunicación, la de Derecho o la de Bellas Artes… las copistería de la UMA parecen todas igual pero ¿lo son?

“Baja a Copicentro”, “esto lo hacen los de Copicentro”, “he dejado el TFG en Copicentro”, expresiones que para alguien que no forme parte de la UMA podrían sonar a chino, pero que para la comunidad educativa malagueña es el pan de cada día, sin saber la historia que hay detrás de estas copisterías.

Copicentro, fotocopias y trabajos repartidos por todas las facultades

Familia Ferrer Marín, encargada de Copicentro y la nueva marca O’CLOCK

Corría el año 1984 cuando un comercial de máquinas de oficina se daba cuenta de que en Málaga no existía suficientes empresa que atendieran la demanda de fotocopias e impresiones de forma inmediata. Nacía la primera tienda Copicentro, puramente malagueña y con el incentivo del emprendimiento detrás. 35 años después la que era una pequeña tienda de reprografía se convertía en la empresa malagueña más extendida en España, con 75 tiendas en todo el territorio nacional y con una sola familia detrás, eso sí juegan cuatro hermanos en las primeras bases para hacer de la empresa la más solicitada por todo los universitarios.

Alrededor de las facultades hay muchas tiendas que pueden ofertar productos similares, pero para poder hacer uso de las instalaciones de la UMA y formar parte de su identidad es necesario que además se ofrezcan una sería de características de calidad que no todas cumplen. “nosotros apostamos por la inmediatez y por tener siempre las máquinas más innovadoras del mercado, estamos para nuestros clientes”, alega Juan Miguel Ferrer, origen de la empresa que hoy dirigen José, Juan Miguel, Rafael y Adolfo, encargados de llevar el apellido Ferrer Marín como enseña del emprendimiento malagueño.

Para conmemorar su 35 aniversario, la empresa agranda sus instalaciones y acerca su día a día a la comunidad malagueña, presentado cómo son sus maquinarias y el detalle de cada producto.Bajo la marca O’CLOCK, Copicentro se refresca y presenta todo su catálogo dirigido a grandes espacios. El trabajo de cada día, en cada copistería, en cada tienda y en cada facultad continúa bajo el lema familia ‘crecer y no conformase’. 


Compartir