Dos becas de investigación sobre el patrimonio y la gestión cultural

Dos becas de investigación sobre el patrimonio y la gestión cultural


La Universidad de Cádiz y la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA) han convocado dos becas de investigación para el año 2019. La finalidad de esta convocatoria es la realización de dos investigaciones encuadradas dentro del objeto de estudio del Observatorio Cultural del Proyecto Atalaya, de las que la UCA y la UNIA son coordinadoras.

Las líneas temáticas de dichas investigaciones para esta convocatoria son: patrimonio inmaterial; comunicación cultural y redes sociales culturales; y gestión cultural y perspectiva de género. Además, podrán participar en esta convocatoria el alumnado en periodo de investigación, así como doctores universitarios y gestores culturales, de España e Iberoamérica.

Cada uno de los beneficiarios de las dos becas de investigación recibirá: 300 euros, una vez que el proyecto de investigación sea seleccionado y 1.700 euros, una vez que se entregue el proyecto completo de la investigación, antes del próximo 13 de septiembre. Los interesados deberán presentar sus solicitudes desde el pasado 2 de abril hasta el próximo 26 de abril.

Junto a la solicitud será obligatoria la presentación del proyecto de investigación, la temporalización, plan de trabajo del mismo y el currículum vitae del interesado. Una vez concedidas las becas, las personas seleccionadas tendrán de plazo hasta el 13 de septiembre de 2019 para presentar el original final.

Las solicitudes pueden hacerse de forma telemática a través de la web del Servicio de Extensión Universitaria de la UCA. El comité de selección estará integrado por representantes académicos y técnicos de la Universidad de Cádiz y de la Universidad Internacional de Andalucía.

Para la concesión de estas dos becas se valorarán los siguientes criterios: la adecuación de la propuesta a las líneas temáticas de esta convocatoria. También, la calidad científica de la propuesta y la plasmación de la misma en la estructura y desarrollo del proyecto. Por último se tendrá en cuenta la actividad investigadora desarrollada por la persona responsable.


Compartir