Javier Torres: “A la UGR le exigimos que, en la medida de lo posible, quitaran las pruebas síncronas”


En nuestro recorrido para dar voz a los estudiantes universitarios, damos paso al Coordinador General de Estudiantes de la Universidad de Granada, Javier Torres Frías. Con su cargo en funciones, Torres y su equipo han estado trabajando desde el primer momento en la gestión de la crisis por el COVID-19, mediando entre alumnos y la institución académica.

En la línea de otras instituciones, la Universidad de Granada ha sido protagonista de algunas campañas en redes sociales. Abriendo sus redes a toda la comunidad, la institución ha intentado responder a todas las preguntas y demandas de sus miembros. Una actitud que, según señala Torres “es verdad que la UGR en redes sociales ha tenido un cambio bastante grande respecto a otras veces. Por ejemplo en Instagram estaba bastante inactiva. Las consultas que se hacían por redes sociales, aunque se respondían por mensaje privado, no se hacían públicas y ahora han cambiado de postura, cuestión que felicitamos“.

Ante las dificultades técnicas a las que se enfrentan los alumnos y alumnas, así como muchos otros miembros de la comunidad educativa, desde la DGE exponen que “a la UGR le exigimos que, en la medida de lo posible, quitaran las pruebas síncronas, que es lo que ocasionan todos los problemas”. Es en estas pruebas donde más problemas pueden darse, contando con el apoyo de los docentes para solventarlos, aunque habría que tener en cuenta los posibles casos aislados.

Con la participación estudiantil en la configuración de los criterios y adendas ante los sistemas de evaluación, los representantes de estudiantes alegan que “en cuanto a las adendas, concretamente, la mayoría de los directores de departamento se han mostrado colaborativos con las Delegaciones de Centro, y se ha podido escuchar la voz de los estudiantados, otra cosa es que se haya incluido o no, donde hay más disparidad”. Así, según subraya Javier Torres “a nivel general hicimos una batería de propuestas, de las que pocas o ninguna se han visto reflejadas. El tema más reivindicativo era el tema del proctoring y no se ha visto reflejado en ella”.

En este sentido, sobre la posibilidad de grabar o videovigilar las pruebas síncronas, desde el DGE señalan que “nos mostramos radicalmente en contra y esto no le puede pillar de sorpresa al Rectorado porque se lo hemos mostrado en numerosas ocasiones. Son muchas las problemáticas que plantea y no viene a solucionar nada. La primera son cuestiones de privacidad, no hay por qué grabar el entorno familiar”. Una postura a la que se suman las “las dificultades tecnológicas, si bien la UGR ha repartido modem-usb y ordenadores, hay gente que no contaba con hacer videoconferencias, tenía un internet que era malo pero que para las pruebas era suficiente”.

Como respuesta a la necesidad de controlar estas pruebas, Torres suma que la posible grabación o videovigilancia “no da garantías que por una videoconferencia el examen se haga por uno mismo, se intenta evitar la copia y el fraude pero este método no lo evita, puesto que yo puedo estar en la videoconferencia y puede haber otra persona, incluso fuera de mi casa haciendo el examen con mis contraseñas en PRADO o escribiéndolo en un papel. Creemos que es una medida que va a perseguir al estudiante que hace bien las cosas“.

Finalmente, ante la posibilidad de iniciar un nuevo curso de forma virtual y sobre la preparación de la institución para hacer frente a este nuevo modelo en un comienzo de curso, el representante de estudiantes señala que “a día de hoy yo diría que no, puesto que estamos teniendo muchas problemáticas con el tema de la docencia virtual, sí que es verdad que ha pillado en medio de un cuatrimestre que desde el principio no estaban las cosas preparadas, pero habría que ver cómo se hacen en el hipotético caso de que se tuviera que hacer en el próximo curso, va a ser bastante complicado”.

Dentro del trabajo como medio de comunicación, Aula Magna, El Periódico Universitario continúa informando de la realidad de cada campus universitario durante esta crisis sanitaria. Con estas entrevistas además buscamos acercar la opinión de diversas autoridades académicas, acercando las universidades a cada casa.


Compartir