Expertos de la UJA viajan a Egipto para explorar las tumbas de Qubbet el Hawa


La necrópolis de Qubbet el Hawa es uno de los cementerios privados más importantes de Egipto, y se encuentra ubicada en una colina rocosa frente a la ciudad de Asuán, a orillas del Nilo. El próximo jueves la UJA comienza su octava expedición arqueológica en este yacimiento con el objeto de seguir ‘desenterrando’ los secretos que se esconden en esta tumba, en la cual descansan los restos de los nobles que gobernaron Elefantina, la provincia más al Sur de Egipto.

El profesor de Historia Antigua de la Universidad de Jaén, Alejandro Jiménez Serrano, dirige la misión española que investiga esta ciudad faraónica y señala, como principal novedad de la expedición de este año, que “vamos a excavar una nueva área intacta de la necrópolis”. Una zona que el investigador define como “muy prometedora” y en la que esperan encontrar la tumba de un gobernador que tuvo el control de la zona en una época de la historia muy importante. “Tenemos la esperanza de escribir un nuevo capítulo en la historia de Egipto”, añade.

El rector de la UJA, Juan Gómez Ortega, señala por su parte que “este proyecto nos sitúa a la vanguardia de la investigación en Egipto”, y destaca que el equipo de expertos que participa en esta campaña arqueológica (21 investigadores en total, ocho de la UJA y el resto de otras universidades) tiene un marcado carácter multidisciplinar, contando con especialistas en Arqueología, Egiptología, Física, Restauración… “Éste es un proyecto cofinanciado por diferentes instituciones, entre ellas la Universidad de Jaén (30.000€) el Ministerio de Economía y Competitividad (250.000€) o la Fundación Gaselec (20.000€) la Fundación Qubbet el Hawa (3.000€) junto con una serie de entidades colaboradoras que son la Asociación Española de Egiptología, la empresa Sicnova 3D y la Caja Rural de Jaén”, matiza.

Además, Gómez ha adelantado que la UJA ya trabaja en la organización en el Museo de Asuán, el segundo en importancia de Egipto, de una gran exposición con todo el material encontrado hasta el momento, “con lo que la visibilidad del proyecto y de la propia universidad a nivel internacional sería más que notable”.

Las tumbas de Qubbet el-Hawa tienen más de 4.000 años de antigüedad, disponen de un patio abierto, al estilo de los templos egipcios, por el que se accede a una sala con pilares que imita a un bosque de papiros. Esta sala era el lugar donde se dejaban las ofrendas y comunica con diversos túneles y puertas secretas por los que se accede a las cámaras en las que se encuentran los ataúdes. El equipo de la Universidad de Jaén espera poder seguir investigando durante mucho tiempo el acceso a estas tumbas y los misterios que se esconden en ella.


Compartir

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *