La CREUP inicia una ronda de contactos para tratar las prácticas académicas

La CREUP inicia una ronda de contactos para tratar las prácticas académicas



Durante el mes de febrero  el Gobierno central y la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas se ha reunido para tratar la ejecución del Real Decreto 28/2018 por el que las prácticas académicas se cotizarán en la Seguridad Social. Tras un primer acuerdo por el cual esta legislación no se aplicaría hasta el próximo mes de enero de 2020, ambas instituciones señalaron que continuarían trabajando en el resto de detalles de la norma, como saber quién se haría cargo de los costes económicos.

De las reuniones mantenidas, destaca la ausencia de la Coordinadora de Representantes de Estudiantes de Universidades Públicas (CREUP), que debido a su exclusión de la negociación ha iniciado una ronda de de contactos con los distintos grupos parlamentarios con el fin de consensuar una serie de cambios que favorezcan el interés general del estudiantado. Así, durante la jornada de hoy 20 de ferebro y del próximo 21 de febrero, la CREUP ha anunciado que mantendrá reuniones con Segundo González del grupo parlamentario Podemos, Marta Martín del grupo parlamentario Ciudadanos, Ignacio Urquizu del grupo parlamentario socialista y Silvia Valmaña del grupo parlamentario Popular.

Entre las propuestas la CREUO llevará a los distintos grupos parlamentarios sobre las prácticas académicas, los representantes de estudiantes han destacado las siguientes:

  • El alta en la cotización debe realizarse lo antes posible, una vez implementado un procedimiento abreviado de altas y bajas en la Seguridad Social.
  • La bonificación del 100% de las cuotas de la Seguridad Social de los estudiantes que realicen prácticas curriculares obligatorias y de todas las prácticas ofertadas por organismos públicos y organizaciones sin ánimo de lucro.
  • Garantizar una remuneración mínima en las prácticas remuneradas y la creación de un plan de ayudas para la realización de prácticas no remuneradas con el fin de que al estudiantado no le suponga un gasto la realización de prácticas.
  • La creación de plan de implantación para aquellas entidades en las que ya existe un convenio colaborativo, tal que progresivamente se vayan eliminando las bonificaciones de las cuotas de la Seguridad Social de las prácticas extracurriculares pasando del 100% al 0% repercutiendo el coste en la empresa en el primer año de implantación.
  • No considerar en el alta en Seguridad Social por prácticas académicas curriculares incompatibles con la percepción de otro tipo de prestaciones.

De este modo, los representantes de estudiantes quieren hacer valer su voz en una legislación que les atañe de forma directa, destacando la necesidad de garantizar tanto la formación de los alumnos como las coberturas sociales que estos mantengan durante sus prácticas.


Compartir