Alojamiento compartido entre estudiantes y personas mayores para luchar contra la exclusión y la soledad

Alojamiento compartido entre estudiantes y personas mayores para luchar contra la exclusión y la soledad


La Universidad de Jaén ha puesto en marcha un programa de alojamiento compartido de estudiantes universitarios con personas mayores. El objetivo de esta iniciativa es poner en contacto a los jóvenes jiennenses con hombres y mujeres de edad avanzada, favoreciendo la integración intergeneracional y vinculando al sector juvenil con las problemáticas asociadas a las personas de mayor edad. Esta iniciativa ha sido desarrollada en colaboración con la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía, y de Cáritas Diocesana de Jaén.

El programa contempla un total de 14 estudiantes beneficiarios, que compartirían alojamiento con personas mayores durante cinco meses, de marzo a julio de este año. Para ello los alumnos que accedan a este programa recibirán alojamiento gratuito y una beca para material de copistería, librería y papelería. A cambio, deberán prestar compañía y atención a estas personas, además de acompañamiento médico, ayudas en trámites administrativos y otras actividades acordadas por ambos.

Por su parte, las personas mayores deberán tener más de 55 años, no deben encontrarse activas laboralmente, deben vivir solas y no ser dependientes, entre otros requisitos. Una comisión integrada por especialistas pertenecientes al ámbito psicológico, asistencial y universitario será la encargada de seleccionar a las personas que participen en este programa, a las que se dará un periodo de 15 días de prueba, realizando una asistenta social y un seguimiento continuo de este acompañamiento.

Nuevo programa de alojamiento compartido

En la presentación del programa, que ha tenido lugar esta mañana, la vicerrectora de Proyección de la Cultura, Deportes y Responsabilidad Social de la UJA, María Dolores Rincón, explicó que sus objetivos se enmarcan en el fomento del voluntariado universitario, dentro de la formación integral del estudiante. “Tenemos un claro objetivo, que es la integración y el compromiso de la gente joven con problemáticas que por edad le son ajenas, gracias a este programa vamos a propiciar un diálogo intergeneracional, poniendo en contacto a estos dos polos, se trata de hacer voluntariado, teniendo en cuenta que cuando tú ayudas, te ayudas”, recalcó la vicerrectora.

“Se trata de un proyecto de los más emblemáticos y bonitos que se pueden poner en marcha, puesto que hablamos de relaciones intergeneracionales, que son necesarias en estos tiempos para que las personas mayores se sientan útiles y comprendan a las nuevas generaciones”

Rafael López-Sidro, presidente de Cáritas Diocesana, declaró por su parte que se trata de un proyecto “de los más emblemáticos y bonitos que se pueden poner en marcha, puesto que hablamos de relaciones intergeneracionales, que son necesarias en estos tiempos para que las personas mayores se sientan útiles y comprendan a las nuevas generaciones, y para que la juventud se dé cuenta de la riqueza que encierran las personas mayores, resolviendo a la vez dos problemáticas, la soledad de la persona mayor y el alivio de los problemas económicos de los estudiantes”.

La delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, Teresa Vega, afirmó durante su intervención en la presentación del programa de alojamiento compartido que “se trata de una iniciativa que busca facilitar el acompañamiento social como hilo conductor de la interacción entre jóvenes y mayores, que es una de las piezas clave de un modelo de atención que resulta eficaz en la lucha contra la exclusión y para paliar la soledad”.

 


Compartir

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *