Rabanales 21 defiende su proyecto de centro comercial, que dará servicio al campus de la UCO


Ni especulación, ni cambio de uso urbanístico ni función y esencia del Parque desvirtuada. El presidente del Parque Científico Tecnológico de Córdoba Rabanales 21, Manuel Pineda, ha defendido este martes el proyecto de centro comercial y zona de servicios que este Parque quiere promover en la parcela IDR-4 del complejo; que daría servicio, entre otros, a los profesores, personal y estudiantes del cercano campus universitario de Rabanales; además de a las empresas ubicadas en el propio Parque y a los polígonos industriales vecinos. Rabanales 21 es una sociedad de capital público y privado, donde la Universidad de Córdoba (UCO) es uno de los accionistas mayoritarios, junto a la Junta.

En concreto, y en una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por el director general del Parque, Juan Ramón Cuadros; el presidente de Rabanales 21 explicó las principales claves urbanísticas de este proyecto para negar las acusaciones de “especulación” y las críticas que durante las últimas fechas ha suscitado este futuro centro comercial ‘Rabanales Plaza’ en diversos sectores políticos y socioeconómicos de Córdoba, como en parte del PSOE e IU, o desde la Federación de Comercio.

Esta oposición al proyecto se ha materializado en la presentación de una batería de alegaciones por parte de 8 asociaciones de comerciantes y entidades sociales cordobesas, como la Federación de Asociaciones Vecinales ‘Al-Zahara’, contra la reciente aprobación a finales de enero del inicio de los trámites para la Innovación del Plan Parcial urbanístico de la zona por parte del Ayuntamiento de Córdoba, con el voto favorable del PP y la abstención de todos los grupos de la oposición, PSOE, IU y Unión Cordobesa.

Parte de estas críticas y alegaciones se centran en señalar que la citada Innovación del Plan Parcial supone un cambio en los usos urbanísticos permitidos hasta ahora en la citada parcela, y que este centro comercial supone desvirtuar la propia función y sentido del Parque, diseñado hace 15 años como un polo de I+D+i y punto de conexión entre las empresas y la universidad. Manuel Pineda en la sede de Rabanales 21.

Sin embargo, Manuel Pineda niega la mayor, pues explica que la citada Innovación supone en realidad volver al Plan Parcial que se aprobó en 2005, cuando la parcela IDR-4 estaba calificada como “manzana exenta (sin parcelar) de forma triangular”; después de que en 2011 el Pleno del Ayuntamiento de Córdoba aprobara, a petición de Rabanales 21, una Modificación Puntual del Plan de la zona, por la que esta parcela se reordenó para poder construir una apertura viaria que conectara con la carretera N-IV, rematada con una rotonda, y se dividió en parcelas sobre el papel.

Los mismos usos desde 2005

Manuel Pineda explicó que este viario finalmente no llegó a ejecutarse ni las parcelas a segregarse, por lo que Rabanales 21 volvió a solicitar el pasado año 2014 la vuelta a la situación de 2005, con el objetivo de poder desarrollar este proyecto de zona de servicios, y teniendo en cuenta que, en cualquier caso, “desde 2005 el Plan Parcial admite uso terciario, y que entre los usos compatibles de la IDR-4 siempre ha estado como posible el comercial“.

De igual manera, el presidente de Rabanales afirmó que con este proyecto “no se desvirtúa lo que es función de un Parque Tecnológico“, punto en el que recordó que otros importantes parques españoles, como el 22@Barcelona, la Ciudad Politécnica de la Innovación de Valencia, el Parque Científico y Tecnológico de Vizcaya, y el más cercano y referente a nivel andaluz Parque Tecnológico de Andalucía (PTA) en Málaga; cuentan con zonas de servicios con hoteles, centros comerciales y restaurantes, entre otros.

“Además, el Parque dispone de más de 250.000 metros cuadrados / techo para empresas de I+D, por lo que este proyecto no desvirtúa en nada su objetivo”, afirmó Pineda. Por su parte, Juan Ramón Cuadros recordó que la citada parcela apenas representa un 8% de la superficie total del complejo.

De igual manera, y en respuesta a algunas críticas, Manuel Pineda concluyó que ‘Rabanales Plaza’ no contempla una gran superficie comercial, sino una superficie de mediano tamaño, que incluirá una galería comercial minorista, “que no rompe el equilibro entre gran y pequeño comercio, con respecto al número de habitantes de Córdoba“.

“Vital”, tras la situación de preconcurso

Respecto a la importancia que este proyecto tiene para el presente y futuro de Rabanales 21, y para el propio valor añadido que este Parque supone para la UCO -que actualmente acoge a medio centenar de empresas-; su presidente afirmó que “es vital” para la viabilidad económica del Parque, que hace ahora justo un año, en marzo de 2014, atravesó una delicada situación al situarse en preconcurso de acreedores, del que salió el pasado verano.

No en vano, este proyecto supondrá una inversión de unos 30 millones de euros por parte de la iniciativa privada, y la venta de la parcela podría representar para las arcas de Rabanales 21 unos 2 millones de euros, según diversas fuentes consultadas. Además de la creación de entre 300 y 400 empleos directos, destacó Pineda.

¿Para 2017?

Por ello, desde Rabanales 21 se defiende que éste sea “un proyecto de ciudad” y se confía en que las obras sobre el terreno puedan comenzar antes de finales de este año, con un horizonte de ejecución de unos 12 a 18 meses, por lo que ‘Rabanales Plaza’ sería una realidad en 2017.

Para ello, y una vez resueltas las citadas alegaciones, el proyecto deberá contar antes con autorización de la Dirección General de Comercio de la Junta y un nuevo visto bueno desde el Ayuntamiento cordobés.


Compartir

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *