Una red de expertos para intervenir en casos de violencia de género que afectan a personas inmigrantes y refugiadas

Una red de expertos para intervenir en casos de violencia de género que afectan a personas inmigrantes y refugiadas


La Universidad de Jaén participa en el proyecto Net-Care: Networking and Care for Migrant and Refugee Women, cuyos principales objetivos son configurar una red profesional de trabajadores para intervenir en casos de violencia de género que afectan a población refugiada e inmigrante y coordinar a todos los servicios implicados para la mejora de la intervención que se realiza con estos colectivos. Este proyecto fue lanzado a finales del año pasado y cuenta con la participación de siete socios procedentes de Italia, Grecia y España, siendo la UJA la única institución universitaria colaboradora.

Las investigadoras del Departamento de Psicología y coordinadoras de este proyecto en la universidad jiennense, Beatriz Montes y María Aranda, explican que durante la primera fase del proyecto ya se han consolidado ochos grupos focales, formados por representantes de instituciones públicas y privadas de los países participantes que trabajan en áreas relacionadas con la sociedad refugiada y extranjera o la violencia de género, con el fin de abordar las necesidades y dificultades que existen a la hora de atender a estos colectivos. Las expertas añaden que estos grupos son una fórmula para poner en contacto a los distintos agentes implicados, generar inercias de acción comunes, reflexionar sobre los protocolos de actuación actuales desde una perspectiva crítica y, en definitiva, mejorar la coordinación de servicios sociales, sanitarios y legales para este fin.

“El contenido de los grupos focales servirá como base para crear el material formativo para hacer cursos profesionalizantes de mediadores y mediadoras culturales”, matiza María Aranda. Y es otro de los objetivos del Proyecto Net-Care es que a partir de estas reuniones se acuerde un marco de formación específica y profesional para crear un red de trabajadores y mediadores que intervengan en este tipo de casos, que es al fin y al cabo uno de los grandes déficits que se han detectado y una de las principales motivaciones que ha inspirado este proyecto. Igualmente, otros de los objetivos de estos grupos focales son modificar la normativa vigente y reducir los procesos burocráticos que tienen que afrontar las niñas y mujeres refugiadas e inmigrantes que son víctimas de la violencia de género.

De esta manera, en esta primera fase del Proyecto Net-Care han participado instituciones de muy diversa índole, como la Subdelegación del Gobierno de España en Jaén a través de su Unidad de Violencia de Género, el Instituto Andaluz de la Mujer, el Patronato de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Jaén, el Servicio Andaluz de Empleo, el Centro de Menores ‘Carmen de Michelena’, la Fundación Diagrama, Cruz Roja, Cáritas, asociaciones de mujeres relacionadas con el trabajo con menores, autoridades judiciales vinculadas con Violencia de Género o la Unidad de Extranjería de la Policía Nacional, entre otras muchas.  La coordinación general del proyecto se lleva a cabo desde la organización de OXFAM Italia.

 


Compartir