El Consejo de gobierno de la Complutense aprueba el Presupuesto 2015


El Consejo de Gobierno y el Consejo Social de la Universidad Complutense, en sus respectivas reuniones, han aprobado los presupuestos de esta Universidad para el ejercicio 2015 con el que esperan impulsar la actividad docente e investigadora. Estos presupuestos muestran una leve recuperación con un incremento cercano al 2%, aunque mantiene los objetivos de prudencia, austeridad, acabar con el gasto improductivo y garantizar la prestación de servicios públicos esenciales. De este modo esperan cumplir con la sostenibilidad financiera y la estabilidad presupuestaria a la vez que reducir la deuda.

Los ingresos de la complutense ascienden a 518,1 millones de euros, un 1,47% más que los ingresos del ejercicio anterior. Esto es un punto de inflexión después de años de sucesivas caídas en los importes de las transferencias corrientes por parte de la Comunidad de Madrid a la Universidad Complutense. Cabe destacar que las tasas y derechos de matrícula suponen ya el 26,6% de los ingresos.

Por otro lado, la partida destina a inversión en infraestructuras para el año 2015 se mantiene en el mismo importe del ejercicio anterior (2,3 millones de euros), muy lejos de los 34,4 millones asignados a esta partida en 2008 y de los 40 millones de euros de media por ejercicio que contemplaba el anterior Plan de Inversiones de las Universidades Públicas de la Comunidad de Madrid para el periodo 2007-2011.

En el capítulo de gastos cabe destacar la disminución de 1,8 millones de euros de partida correspondiente a gastos de personal. La financiación específica de la Comunidad de Madrid para funcionamiento (294,8 millones de euros) contrasta con el coste previsto de la plantilla de la Complutense (357 millones de euros), lo que supone un déficit por este concepto de 62,2 millones de euros. Es decir, la subvención de la Comunidad sólo cubre el 78,9% de los gastos de personal.

La elaboración de los presupuestos atiende a varias líneas estratégicas: desde la dotación presupuestaria para atender a la amortización de deudas de ejercicios anteriores hasta la habilitación de recursos para el mantenimiento del empleo, la estabilización y el impulso a la promoción y rejuvenecimiento del personal docente e investigador y de administración y servicios.

El impulso de la investigación y la docencia, es uno de los principales objetivos, por lo que se dotará a los centros de los medios adecuados para que puedan desarrollar su actividad y crear servicios que faciliten el trabajo y optimicen los resultados.

Otra de las líneas un plan de mejora de las infraestructuras que estarán dotado de financiación adecuada. Tampoco olvidan estas líneas estratégicas dirigirse hacia la captación y retención de los mejores alumnos mediante, entre otras medidas, ayudas económicas a estudiantes de grado y posgrado por un importe de 600.000 euros para el ejercicio 2015. Este apartado se complementa con otras dos líneas referidas a la internacionalización y el impulso al modelo de calidad complutense.

La Universidad Complutense Madrid espera mejorar durante el próximo año la diversificación de sus ingresos, su vida cultural y deportiva e implantará una política consisten y efectiva en la prevención de riesgos en la Universidad.


Compartir

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *