Elecciones al CADUS: controversia entre las dos principales candidaturas


Los estudiantes de la Universidad de Sevilla acaban de iniciar la campaña electoral para elegir a los futuros delegados del Consejo de Alumnos (CADUS), máximo órgano de representación estudiantil de la Hispalense. Formado por todos los miembros de las distintas delegaciones de las facultades, los estudiantes de la US deberán elegir el próximo miércoles 17 de mayo a aquellos alumnos que coordinarán las iniciativas que provengan de las asambleas de los centros, así como las actuaciones de los representantes de estudiantes en los órganos generales de la Universidad.

Este año la campaña electoral ha comenzado inmersa en polémica entre las dos principales candidaturas: AlterCADUS e Insumisión. La primera está compuesta por estudiantes de las facultades de Derecho, Odontología, Ciencias del Trabajo, Geografía e Historia, Ciencias de la Educación y Química. La segunda, bajo la representación de alumnos de la E.T.S.I, Filología, Medicina, Filosofía, Arquitectura y Medicina.

El motivo de controversia entre ambas candidaturas se debe a la conveniencia o no de convocar asambleas en las respectivas facultades para que estas determinen la votación que deberá emitir el delegado nato. Según el reglamento electoral de la Hispalense corresponde a los delegados  de todos los centros de la Universidad la elección de la delegación del CADUS, órgano que a su vez debe designar de entre sus miembros al delegado que representará a todo el Consejo de Alumnos.

Miembros cercanos a la candidatura Insumisión han manifestado a Aula Magna sus quejas con respecto a la negativa de otros delegados a que el procedimiento de elecciones al CADUS se haga mediante asambleas en todos los centros para que decidan el voto que deberá emitir su representante. Francisco Rabasco, delegado de la Facultad de Medicina y candidato por Insumisión, ha declarado que la intención de bajar a asambleas la votación había sido solicitada en un pleno para hacer el procedimiento más democrático, aunque no lo recoja la legislación.

Por su parte, fuentes cercanas a Altercadus han denunciado a Aula Magna “presiones hacia el presidente de la Junta Electoral” y amenazas hacia algunos delegados. Delegados como Ignacio Corpas, de AlterCADUS, explican que la decisión de no convocar asambleas por parte de algunas facultades se debe a la no llegada a los límites de quórum necesarios para su celebración o a problemas de organización y tiempo. En el último pleno ordinario del CADUS se trató este tema y se decidió, tras momentos de tensión, que cada delegación decidiera con autonomía si hacer asambleas o no. En la Facultad de Geografía e Historia varios grupos de estudiantes han iniciado una recogida de firmas para convocar una asamblea en la que se decida la votación que emitirá su delegación ante la decisión de esta de no llevarla a cabo.

José Luis Blanco Gálvez, actual presidente de la Junta Electoral del Consejo de Estudiantes ha declarado a Aula Magna que hablará con las autoridades pertinentes: “no podemos admitir esta situación. Quiero que esto sea claro, transparente y que no haya amenazas hacia nadie”.


Compartir
Comentarios

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *