20.9 C
Málaga
23 junio, 2024
FinancieraFormación

España y las criptomonedas; regulación y obligaciones fiscales

economía digital

Aunque las criptomonedas nacieron con la popular bitcoin como una forma de descentralizar al menos una parte de las finanzas, ello no significa ni mucho menos que más de diez años después de su nacimiento este sea un mercado totalmente desregulado, ya que hay reglas que deben cumplir las empresas que operan con este tipo de activos en nuestro país y hay normativa con rango de ley que por un lado protege al usuario y que por otro le obliga a soportar ciertas cargas tributarias, al menos si la actividad con criptomonedas genera algún tipo de beneficio, de una forma similar a lo que ocurre con otros activos como por ejemplo las acciones.

Regulación que deben cumplir exchanges y plataformas de trading en España

Como ya avisó la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) las criptomonedas son una inversión compleja y de riesgo, pero ello no significa que las empresas que facilitan operar con ellas no cumplan la normativa española o europea, simplemente el organismo regulador ponía el acento en que invertir en este activo tan volátil y relativamente nuevo supone un riesgo para el capital.

Por ejemplo, utilizar el precio de bitcoin para especular con CFDs en una plataforma de trading con apalancamiento supondrá un riesgo cierto para el trader (no en vano uno de los primeros avisos en muchas plataformas de este tipo es el porcentaje de inversores minoristas que terminan por perder capital al invertir con un producto complejo como son los CFDs), pero el utilizar plataformas que operen bajo la regulación nacional o europea asegurará que el bróker cumpla con su parte del acuerdo, lo cual dejaría en manos del trader la responsabilidad de aprender a invertir y conocer en profundidad qué significa utilizar herramientas como el apalancamiento, qué aportan a la inversión y en qué medida aumentan el riesgo.

Para mayor seguridad debería operarse con brókeres online regulados por las autoridades de algún país de la eurozona o por las del país del inversor (la CNMV en nuestro caso), pero también es aceptable usar aquellos que cumplan la regulación de países como el Reino Unido (la FCA de Reino Unido es una de las más prestigiosas en Europa), Australia, EE UU, etcétera. :

Por el lado de las exchanges, normalmente no sólo gestionan criptomonedas, ya que muchos clientes utilizarán dinero fiat para operar y por lo tanto estas empresas están sujetas a la legislación antiblanqueo de capitales, a la cual se añadirá legislación adicional que obligue a informar de los saldos de criptomonedas que mantengan clientes españoles en las exchanges, incluso en aquellas que no se encuentren en el territorio nacional.

Impuestos a pagar y cuando

Aunque en asuntos tributarios lo mejor siempre es acudir a una asesoría que se encargue de informar y ayudar a sus clientes a estar al día de sus obligaciones tributarias (ya existen en España asesorías especializadas en tributación de criptomonedas, y previsiblemente las que más y las que menos deberán contratar o formar empleados especializados en estos activos), siempre es interesante para los inversores tener al menos una idea general de la situación actual allí dónde deban soportar las correspondientes cargas fiscales.

Lo primero que se debe tener muy claro es que no sólo se tributa si las criptomonedas se convierten en fiat, sino también si se convierten unas criptomonedas por otras siempre que haya habido ganancia. Por ejemplo, si se compra 1 ethereum por 1000 dólares y cuando llega a valer 2000 dólares este se cambia en una exchange por 2000 tether (stablecoin ligada al precio del dólar), el poseedor deberá pagar por la plusvalía de 1000 dólares que ha obtenido, ya que compró por 1000 dólares y cambio por el equivalente a 2000 dólares.

Por lo demás, (y suponiendo que las criptomonedas no se hayan obtenido como pago por un servicio o producto, en cuyo caso las criptomonedas deberán tributar como si de un fiat se tratase) tanto negociando con criptomonedas en una exchange como utilizándolas como instrumento en una plataforma de trading el beneficio tributará como incremento patrimonial en la declaración de la renta, por un porcentaje mayor cuanto más alto sea el beneficio obtenido.

Para terminar, es importante incidir en que la legislación que afecta a las criptomonedas está todavía en una fase prácticamente embrionaria, y por lo tanto repetimos el consejo de consultar con un asesor fiscal de confianza a la hora de estar en paz con la Agencia Tributaria.


Compartir

Otras noticias de interés

La UNIA ofrece un curso gratuito sobre redes sociales y ciberacoso con perspectiva de género

Aula Magna

La integración social y laboral de las mujeres sigue en ‘Univergem’

Alexis Ojeda

Cómo concentrarse en los exámenes y no morir en el intento

Aula Magna

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies