El Fancine abre con una muerte y mucho humor negro


Tras la incógnita sobre el conejito malo, las exposiciones y talleres llegó la hora de que la 26ª edición del Fancine abriese sus puertas. Anoche el cine Albéniz se convirtió en el escenario clave con una Gala Inaugural cargada de performances y de humor negro y que concluyó con la proyección de la película “The Neon Demon”, de Nicolas Winding Refn.

El camino de la improvisación

Cuando los asistentes aun se agolpaban frente a la entrada del cine, que simulaba una vagina enorme, un grupo de transeúntes cargados con flores cayeron fulminados al suelo. Los asistentes se dedicaron a cuchichear y a intentar adivinar a qué película de terror hacía referencia la improvisación. Como cuando el público comenzó a entrar ellos seguían tumbados en el suelo hubo quien salió de la cola para recogerles el pelo o colocarlos en una postura que evitase que les pisaran.

Una vez cruzado el pórtico con su forma sugerente y encaminados hacia la sala donde se llevaría a cabo la Inauguración, dos azafatas ensangrentadas mantenían una discusión inteligible mientras los asistentes subían las escaleras antes de entrar en la sala.

Inauguración a ritmo de percusión

Mientras que los invitados iban acomodándose en sus asientos contaban con la participación de  dos bateristas, ataviados como las protagonistas del cartel de esta edición que mantenían un duelo de percusiones que fue in crescendo hasta el final de la actuación, todo el rato iluminados con unas luces de color rojo que daban a la escena un toque siniestro. Imagen del comienzo de la película inaugural “The neon demon”.

Cuando las  baterías dejaron de sonar el tono de llamada de móvil de uno de los asistentes rompió el silencio. Se trataba de una señora a la que sus amigas estaban llamando por si quería acompañarlas al bingo. Su hijo se levantó entonces para tratar de convencer a la madre para que se quede a ver la película, pero la madre opta irse a jugar al bingo no sin antes recordar a su hijo, avergonzado, que cuando vaya a casa “tienes carne mechá en la nevera y dos huevos rellenos que le han sobrado a tu abuela”, espetó la señora mientras salía apresurada.

Tras perder a uno de los espectadores se llevó a cabo un vídeo resumen de las más de 90 películas que se podrán ver en el Cine Albéniz hasta el próximo día 17 de noviembre.

Presentación canalla y llena de humor negro
Las azafatas de discusión inteligible para los asistentes.

Tras el vídeo irrumpió en la sala Alba “Chica Latina” acompañada de su perro Pánico. Alba parecía no tener muy claro para qué la había llevado allí Alexandra García, creadora y directora de la gala. Tanto era así que comenzó a desnudarse hasta que la voz de la vicerrectora de Cultura, Tecla Lumbreras, se escucha en la sala tratando de explicar a Alba lo que tiene que hacer. Alba, ni corta ni perezosa, da por concluida la presentación con las explicaciones de la vicerrectora e intenta abandonar la sala hasta que varios espontáneos recordaron a la presentadora que no había hablado de los diferentes ciclos y actividades que se siguen desarrollando en paralelo a la proyección de películas.

Para satisfacción de los asistentes llegó la hora de que el Conejito Malo irrumpiese en la sala, bate en pata. Con su objetivo fijado desde que cruzó la puerta dio caza a Alba y le dio muerte, no sin que antes insultase al monstruo del festival.

Con la desaparición de la Chica Latina dio comienzo la película “The Neon Demon” que sirvió como colofón a una gala que fue comparada en muchas ocasiones con la del año pasado que quedó marcada en la memoria de los asistentes como la mejor de los últimos tiempos.


Compartir

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *