Villamandos: “El milagro español no se entiende sin la contribución de las universidades”

Villamandos: “El milagro español no se entiende sin la contribución de las universidades”


El presidente de CRUE Universidades Españolas y rector de la Universidad de Córdoba, José Carlos Gómez Villamandos, compareció ayer en la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados. En esta comparecencia, Villamandos insistió en la importancia del papel de las universidades en el sistema económico español, por su papel en la “vertebración social de España, la reactivación económica y la protección ante futuras crisis sanitarias”.

En este sentido, el presidente de la CRUE expuso ante la Cámara Baja la importancia de coordinarse con todos los agentes sociales para crear una estrategia integral donde el sistema universitario pueda aportar toda su capacidad. Todo ello sin olvidar la necesidad de rendir cuentas como institución pública. Así, tal y como Villamandos ha señalado a los integrantes de esta comisión parlamentaria, las universidades han sido uno de los grandes vectores de desarrollo del país en las últimas cuatro décadas y recalcando que estas “suponen el 2,12% del PIB y el 2,56% del empleo total en España, lo que las convierte en una de las estructuras de servicios de mayores dimensiones de la economía española. El milagro español no se entiende sin la contribución de las universidades”.

Universidades, imprescindibles para la creación de empleo

Las universidades españolas son una de las principales instituciones a tener en cuenta ante la necesaria generación de empleo de calidad. En este sentido, el presidente de la CRUE recordó a la Cámara Baja como el hecho de tener estudios superiores sigue siendo “una garantía de acceso al mercado laboral, incluso en los periodos de crisis económica”, y motor de progreso social y equidad, “como demuestra el constante aumento del porcentaje de población que termina los estudios superiores proviniendo de hogares en los que los progenitores no alcanzaron ese nivel”, un 25% en la generación más joven (30 a 44 años), frente al 16% de la generación anterior (45 a 59 años).

La inversión en el sistema universitario se posiciona así como la mejor garantía para salir de la crisis económica. De igual manera, la investigación y la innovación son otras de bases que aumentan la competitividad. En palabras de Gómez Villamandos “existe una relación directa entre la inversión en I+D y el nivel de renta per cápita de los países”.

En este punto, Gómez Villamandos lamentó que el presupuesto público del conjunto de las administraciones españolas invirtiese en 2017 un 15% menos que en 2009, en términos de gasto sobre el PIB. 

Conocimiento para luchar contra la pandemia

El papel del sistema universitario ante la lucha contra la COVID-19 ha sido crucial, tanto en investigación como en ayudas a la población. Es por ello que Gómez Villamandos planteó a los grupos parlamentarios desplegar una red de asesoramiento científico a los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, transparente e independiente. El objetivo de esta red no es otro que considerar a la Investigación cómo trabajo esencial para permitir la movilidad del personal investigador y constituir una infraestructura crítica en red con laboratorios de universidades y centros de investigación.

De este modo, el presidente de la CRUE planteó como “esta crisis es una oportunidad para poner en marcha nuevas políticas, estrategias y medidas para la Investigación”, entre las que destacó el refuerzo de los programas para la captación de talento; el incremento de los especialistas en las disciplinas científicas, sociales y de salud para afrontar crisis sanitarias de gran envergadura; el despliegue de todo el potencial de la Agencia Estatal de Investigación, reforzada con un presupuesto plurianual, y el aumento de la financiación de la Ciencia de manera sostenida y regular.

Para hacer realidad este punto, Gómez Villamandos reclamó  un cambio “radical” de las políticas públicas de I+D+i, tanto en los recursos disponibles como en la gestión de los mismos, y detalló que en 2018 solo se ejecutó un 43% de los recursos en el ámbito de la Administración General del Estado y un 67% en el sector autonómico.

Continuando con su apuesta por la I+D+i, el presidente de CRUE ha subrayado como los países que más invierten en Ciencia (infraestructuras, personal y proyectos de investigación básica) son los que mejor han controlado la expansión del coronavirus.

Finalmente, en cuanto a la innovación, Gómez Villamandos incidió en la necesidad de poner en marcha programas y medidas que introduzcan la colaboración estable de los diferentes agentes de innovación, así como incentivar la Transferencia, la generación de patentes y la creación de spin-off. A este paquete de medidas, añadió incrementar la cultura del emprendimiento y la innovación, reconociendo las actividades de Transferencia para el desarrollo profesional del profesorado a través del Sexenio de Transferencia, y flexibilizando la ejecución de fondos europeos así como fomentando las inversiones en innovación desde el sector privado y la colaboración público-privada.

Al servicio de la sociedad

Para mejorar el papel del sistema universitario español ante el conjunto de la sociedad, Gómez Villamandos ofreció mejorar la oferta académica y las competencias, mediante el refuerzo de alianzas estratégicas.

Para ello planteó un mejor ajuste de las demandas y necesidades de la sociedad y su tejido productivo, intensificando las prácticas y estancias en empresas de estudiantes y profesores. También expuso la necesidad de reforzar las competencias digitales, y formar en competencias transversales como la resiliencia, adaptabilidad o empatía, entre otras de toda la comunidad universitaria. Para ello, el presidente de CRUE solicitó modificar el Real Decreto 1393 como paso imprescindible para avanzar hacia un modelo de formación y aprendizaje más flexible.

Sobre la transformación de la enseñanza a formato virtual, el presidente de la CRUE expuso la pertinencia de aprovechar la experiencia adquirida en la enseñanza no presencial por las universidades en estos meses de estado de alarma para el desarrollo del proyecto España Campus Virtual y mejorar así la internacionalización del sistema. En este punto, propuso también la creación de un Plan Estatal para la internacionalización, en colaboración con las comunidades autónomas; un aumento de la participación de las universidades en las redes europeas de excelencia, un marco más favorable para el acceso de estudiantes extranjeros y la adaptación de los programas Erasmus y SICUE a la situación actual con el fin de amortiguar la pérdida de oportunidad que puede suponer para una promoción de alumnos.

Por último, el presidente demandó ante la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica de la Cámara Baja una financiación universitaria plurianual, estable y sostenida en el tiempo; plantillas reforzadas y rejuvenecidas, tras la pérdida entre 2008 y 2017 de más de 8.200 PDI y PAS; la eliminación de la tasa de reposición, y un Programa de Digitalización que refuerce las capacidades de las universidades, así como un plan de becas y ayudas al estudio contra la brecha digital.


Compartir