Innovación, transparencia y participación como bandera de Carmelo Rodríguez


Carmelo Rodríguez se convirtió en el centro de las miradas de la Universidad de Almería. Rodeado de alumnos, docentes, investigadores y personal de administración y servicios, el catedrático de Estadística presentó su candidatura como rector en la sala Bioclimática de la UAL con un nuevo concepto de presentación que enmarcó desde el primer segundo la idea principal de su candidatura: El cambio. El catedrático de Estadística expuso su programa a la comunidad universitaria.

Un cambio hacia una universidad mejor que Carmelo Rodríguez y su equipo de apoyo resumen en un decálogo de cinco principios y cinco acciones estratégicas para “diseñar el futuro de la Universidad de Almería con una gestión diferente para recuperar la ilusión de las personas”. Este decálogo se basa en los principios de respeto, participación, transparencia, valoración del trabajo e independencia y autonomía. El eslogan que enmarca la candidatura, es “Ahora tú cuentas” dirigido a todos los colectivos de la UAL, especialmente a los universitarios: “los estudiantes son el colectivo que justifica la existencia de la Universidad y hacia ellos deben dirigirse los mayores esfuerzos” afirmó Rodríguez.

El candidato defendió con insistencia la participación “como mecanismo necesario en la toma de decisiones, con la dignificación del Claustro como máximo órgano de representación y la representación de los Comités de Empresa y Juntas de Personal en el Consejo de Gobierno de la UAL”. La iniciativa participativa quedo reflejada desde el primer momento ya que durante su presentación como candidato al rector, se invitó a todos los asistentes a que participaran dando su opinión, sugerencia o dejando de manifiesto cualquier comentario en los buzones que el equipo de Rodríguez facilitó en la sala para conocer las inquietudes de la comunidad universitaria. En este sentido el catedrático se mostró crítico con la actual dirección de la UAL por llevar casi dos años sin convocar al Claustro, ya que es obligatorio hacerlo al menos una vez cada seis meses. Rodríguez recibió a la prensa y respondió a las preguntas de los medios sin restricciones.

La independencia y la autonomía también se pusieron de relevancia durante el discurso del candidato como “ejes rectores del funcionamiento de los órganos de control económico y de garantía de defensa de los derechos personales”. Esta independencia se consigue entre otras cosas a través de la transparencia y la despolitización de los órganos de representación de la UAL: “Con el respeto de toda opción política, la gestión tiene que ser autónoma e independiente de partidos” defendió.

Es la segunda ocasión en la que Rodríguez se presenta como alternativa a rector, esta vez con mayor madurez y meditación según el mismo confiesa. “Un ente como la universidad avanza por inercia” por lo que no cree encontrar un centro peor que cuando se presentó en 2007, aunque siguen existiendo muchísimos retos, comenzando por la motivación y la mejora de la autoestima del personal y el profesorado que se consigue “contando con ellos”. Además el candidato recordó que es necesario recuperar la creación de comisiones que profundicen en ámbitos concretos de la universidad.

Apoyo tridimensional
La apuesta por la participación de Carmelo Rodríguez no se quedo en sus palabras, sino que se apoyó con el testimonio de profesores, estudiantes y miembros del PAS que hicieron público su apoyo a la candidatura.

Durante las tres últimas semanas el catedrático se ha reunido con más de 200 alumnos en distintos desayunos donde estos han podido intercambiar impresiones. Rodríguez ha podido conocer así cuales son las inquietudes de los alumnos y plantear distintas soluciones reales que defender en su candidatura. La estudiante de Ingeniería Informática Adsaret Virgüez Monzón es una de estás alumnas que ha decidido apoyar al catedrático: “creemos que lo más importante es que estamos siendo estudiado, durante el tiempo que estamos en la carrera necesitamos que alguien nos escuche y se detenga a pensar en los estudiantes porque tenemos problemas cada día y una de las cosas más importante que nos ha demostrado Carmelo es que está dispuesto a trabajar de nuestra mano”·

Antonio Fernández Barbero, Catedrático de Física Aplicada, es uno de los profesores que apoya a Carmelo en la batalla por el rectorado porque considera imprescindible que la UAL sea liderada por un equipo que respete a las personas, reconozca la actividad profesional y aplique principios básicos de honestidad y limpieza en la gestión de lo público. Asimismo, Fernández Barbero confiesa que desde la Universidad se presiona a quienes apoyan a Carmelo para que den un paso atrás. “Si existe esa presión, sobretodo en los colectivos que no tienen tanta estabilidad laboral. Por ejemplo, yo era representante encargado de llevar en selectividad la ponencia de física y he sido cesado fulminantemente, es un puesto de libre designación pero siempre se ha hecho respetando al colectivo, en este caso de física y aquí lo que se ha hecho es eliminar a no afines y situar en esos puestos a personas afines” confiesa.

Por último, el miembro del PAS, Jose Luis Alonso Molina, piensa que la figura de Rodríguez “representa los valores necesarios para estar al frente de la Universidad de Almería: honradez, honestidad y profesionalidad. En concreto, con el PAS ha tenido la oportunidad de desempeñar diferentes cargos dentro de la gestión, y la experiencia con nosotros ha sido sobresaliente para ambas partes. Estoy convencido de que Carmelo es el Rector que ha de elevar al PAS al lugar que la Universidad necesita, aportando un mayor grado de responsabilidad y valor a los procesos de gestión universitaria, que hasta ahora se delegan en los Directores de Secretariado”.


Compartir

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *