La URJC acoge la XV Olimpiada de Biología de la Comunidad de Madrid


Más de 600 alumnos han participado en este evento, organizado por el Colegio Oficial de Biólogos de la Comunidad de Madrid en colaboración con el Área de Biodiversidad y Conservación de la URJC. Una competición única donde se dan cita un total de 619 alumnos de 152 centros madrileños. Todos ellos han participado en la XV Olimpiada de Biología de la Comunidad de Madrid, que se ha celebrado en el campus de Móstoles de Universidad Rey Juan Carlos. De los 235 alumnos de 2º de Bachillerato que compitieron en la categoría A, 10 de ellos se clasificaron para realizar la parte práctica. Los cinco ganadores representarán a la Comunidad de Madrid en la XII Olimpiada Española de Biología, que este año tendrá lugar en Pamplona del 23 al 26 de marzo de 2017. Los finalistas de cada Comunidad llegan a la cita de marzo tras ganar la competición en sus respectivos centros.

Los objetivos

La Olimpiada de Biología tiene como objetivo principal fomentar en los alumnos de enseñanza secundaria y bachillerato el interés por la Biología y sus innovaciones científicas. Existen dos categorías de participación: participación individual para los alumnos de bachillerato (categoría A) y participación en equipos de tres alumnos para 4º de la ESO (categoría B). Como en cursos anteriores, parte del premio de los ganadores de la categoría A consiste en una estancia de una semana en las universidades madrileñas para colaborar con los diferentes equipos de investigación. Para los tres ganadores de la categoría B, parte de ese premio, consiste en incorporarlos a las actividades docentes y de investigación (laboratorios, clases, etc.), que se desarrollarán en el área y grados de Biología durante cuatro días en el mes de abril.

La historia de esta particular competición

En el año 1985, por petición de la UNESCO, comenzó la Olimpiada Internacional de Biología (IBO), con el propósito de promover el estudio de la Biología en todo el mundo y de facilitar el intercambio de experiencias sobre su enseñanza. Desde el inicio se consideró que la realización de prácticas era imprescindible para que los alumnos adquirieran las habilidades imprescindibles en el estudio de dicha ciencia. Estudiantes en las Olimpiadas de Biología

La primera Olimpiada Española de Biología (OEB) se realizó en el año 2005, promovida por un grupo de profesores de Secundaria de las Islas Canarias. En la actualidad, ya se organizan fases locales en todas las Comunidades Autónomas, en Ceuta y Melilla y en los centros españoles en el extranjero. Tras las fases autonómicas, los ganadores participan en una fase nacional, donde se realizan ejercicios prácticos y pruebas teóricas sobre los diferentes aspectos que se imparten en la ESO y en el Bachillerato. Estas actividades estimulan a muchos alumnos a interesarse y esforzarse más en el conocimiento de la Biología, permiten detectar a los alumnos mejor preparados y premiar su esfuerzo.

Al mismo tiempo, tanto las fases autonómicas, como la fase nacional y la fase internacional, sirven para aproximar a los alumnos al mundo de la investigación y para el intercambio entre los profesores de experiencias sobre la enseñanza de la Biología. Todos los años unos 30 finalistas de la fase nacional realizan estancias de una semana de duración en diferentes centros del CSIC.

Crecimiento internacional

La competición se convirtió en internacional desde 2007. España promovió, junto con México, Brasil, Bolivia y Argentina, el comienzo de la Olimpiada Iberoamericana de Biología (OIAB), con la intención de mejorar la enseñanza de la Biología en todos los países iberoamericanos, de aumentar el intercambio de experiencias educativas, promover la organización de Olimpiadas de Biología en los países que todavía no las realizaban con el objetivo de irlos incorporando a la Olimpiada Internacional de Biología, y de potenciar un mayor acercamiento en estos temas entre todos los países de habla castellana y portuguesa. En este momento ya se han incorporado Cuba, El Salvador, Costa Rica, Perú, Chile, Portugal y Ecuador. Desde el año 2012, muchos de estos países ya forman parte del Comité Directivo de la Olimpiada Iberoamericana de Biología (OIAB).

España ha ido adquiriendo cada vez más peso en la IBO y desde hace un año se ha encargado, junto con Reino Unido, Australia y Japón, de comenzar un estudio comparativo del nivel teórico y práctico sobre la enseñanza de la Biología en todos los países participantes en la IBO. Este estudio permitirá en el futuro disponer de datos objetivos sobre muchas formas diferentes de enseñar la Biología, detectar las mejores estrategias didácticas, y posibilitar así la mejora de su enseñanza a todos los países que lo deseen.


Compartir

Su email no será mostrado en los comentarios. Los campos requeridos son marcados con *