Las necesidades de formación del Colegio de Veterinarios, próximo reto de la UAL

Las necesidades de formación del Colegio de Veterinarios, próximo reto de la UAL


La Universidad de Almería afronta el reto de estudiar, y atender cuando sea preciso, las necesidades de formación del Colegio de Veterinarios. Una nueva meta que la propia presidenta del Colegio Oficial de Veterinarios de Almería, Yasmina Domínguez, ha sugerido al rector de la UAL, Carmelo Rodríguez, tras llevarse a cabo un encuentro muy esperado por ambas partes que no ha sido posible antes a causa de las restricciones ocasionadas por la pandemia.

Así, con un resultando muy fructífero de este primer encuentro entre el máximo responsable de la institución almeriense y la presidenta del Colegio de Veterinarios de Almería, acompañada por el secretario del mismo, Alberto Consuegra; se ha dado pie a una nueva etapa de colaboraciones entre la Universidad y el organismo colegiado. Y es que, con aproximadamente un año en el cargo, la directiva colegial, que está formada por seis miembros en representación de los 371 colegiados registrados en la provincia, ha visto cumplidos muchos de los objetivos que se había planteado para su mandato, pero hay uno especialmente importante que requiere de la colaboración de la Universidad de Almería.

Los motivos, apuntan, es que la profesión veterinaria se ha situado en unos altos niveles de especialización gracias al conocimiento científico, cuya ‘puerta de acceso’ para estos profesionales en Almería se encuentra en la UAL. En ese sentido, Domínguez y su equipo quieren que su colectivo tenga acceso a la capacidad que ofrece la institución académica almeriense para generar postgrados de prestigio para sus colegiados, especialmente másteres.

La importancia del Colegio de Veterinarios y sus profesionales

El rector de la UAL, Carmelo Rodríguez, ha destacado el importante papel desempeñado en la vida diaria de la sociedad por parte de los veterinarios, que no solo se circunscribe a la atención clínica de los animales de compañía, sino que es “fundamental en cuestiones de salud alimentaria y zoonosis”, y ha agradecido la confianza mostrada hacia la UAL por parte del Colegio de Veterinarios (COLVET) para “seguir avanzado en aras del bien público y de la mano de la formación continua y el reciclado de sus profesionales”.

En ese sentido, Rodríguez ha recogido las necesidades que Yasmina Domínguez y Alberto Consuegra le han planteado, “siempre con la responsabilidad que esta institución tiene hacia su entorno, cercana a la sociedad y a su desarrollo”. Así, el rector de la UAL ha asegurado que se estudiarán las posibles líneas de colaboración con el Colegio de Veterinarios, que se pueden desarrollar desde una ampliación del catálogo de másteres que se oferta desde la Universidad de Almería, visto el interés mostrado por los veterinarios almerienses en especializarse para ofrecer un mejor servicio, y a través de los proyectos de investigación que los diferentes grupos y centros de la UAL desarrollan: “Seguro que habrá un enriquecimiento mutuo”, ha subrayado.

Por su parte, Yasmina Domínguez ha entregado a Carmelo Rodríguez el plan de estudios del Grado de Veterinaria, un documento sobre el que construir, con la intención de “que la Universidad de Almería dé respaldo curricular a la necesidad de especialización que hay en esta provincia”. En ese sentido, ha explicado que “COLVET está en ese carro, pero es muy complicado al tener que recurrir para lograrlo a Barcelona, Madrid, Sevilla… cuando tenemos tan cerca una institución del prestigio de la UAL”. Asimismo, Domínguez ha explicado que este tipo de formación de postgrado es la solución al “problema” de que “no tenemos especialidades para los veterinarios en Almería”, ha señalado textualmente, y es por ello que “pedimos a la Universidad de Almería que nos facilite el paraguas de la formación para que acredite a nuestros veterinarios, para que puedan dar servicios como los de seguridad alimentaria y atención clínica, por ejemplo, sin la obligación actual de tener que mandar fuera a los animales cuando se necesita un especialista”.

De este modo, la presidenta del Colegio de Veterinarios de Almería ha sido rotunda al afirmar que “a todo eso, a esos medios, solo se llega a través de la formación, y no se encuentra tan fácil”, por lo que ha solicitado la colaboración de la UAL. Para materializar esa colaboración, evidentemente, se prestará asesoramiento desde el Colegio y “toda la ayuda que sea necesaria”, conscientes de que “pocas cosas podemos hacer sin el respaldo de la Universidad de Almería”, a la que se recurre con la satisfacción de que es una fuente de formación de garantía para afrontar, por ejemplo, “un máster de traumatología veterinaria”, hoy en día un servicio necesario.

Por último, Domínguez ha recordado que están “en la retaguardia de la sociedad, en la prevención de enfermedades que nos afectan a los humanos, en la seguridad alimentaria, de la granja a la mesa, en el control, no solo de animales de compañía sino también de salud pública”. Por ello, el campo que puede abrirse es muy amplio y es el que se quiere explorar de la mano de la UAL, que daría un nuevo horizonte tras un año de pandemia que ha sido también duro para este colectivo de profesionales. Así, Yasmina Domínguez tiene claro el futuro e insiste en que pasa por “el conocimiento, la formación y la oportunidad de contar con más veterinarios especializados”.


Compartir