25.5 C
Málaga
22 junio, 2024
CádizEntrevistas

Casimiro Mantell: “Ojalá Valcárcel pueda ser universitario, pero no a costa de la UCA”

Casimiro Mantell Ojalá Valcárcel pueda ser universitario, pero no a costa de la UCA

El catedrático en Ingeniería Química de la Universidad de Cádiz. Casimiro Mantell va a encabezar una de las listas electorales de cara a las elecciones del próximo 16 de noviembre para presidir el rectorado de la Universidad de Cádiz, durante el nuevo periodo de mandato.

Mantell, que está especializado en el campo de los Fluidos Supercríticos, ya se presentó a los comicios del año 2019 frente a Francisco Piniella, los cuales no acabó ganando, por lo que acumula experiencia en el devenir de unas elecciones. Ahora realiza un nuevo intento en el que espera acabar victorioso.

1- Las elecciones al Rectorado de la Universidad de Cádiz (UCA) se celebrarán el próximo 16 de noviembre. ¿Cómo es la Universidad de Cádiz de hoy, según Casimiro Mantell?

Estamos en el momento previo a un cambio importante, que es la adaptación a la LOSU. Son numerosos los retos que nos vienen, entre ellos, la modificación de estatutos, adaptación a nuevas figuras de profesores, y yo creo que ese reto, el hecho de que pueda entrar un equipo nuevo, con muchas ganas de hacer cosas, con ganas de escuchar, con ganas de trabajar con la comunidad universitaria, hace que efectivamente estemos en una oportunidad importante para definir la universidad que queremos. :

2- Ya sabe lo que es presentarse a unas elecciones, candidato Mantell ¿Qué le ha animado a volver a intentarlo?

Me dicen que soy muy persistente. Es la palabra con la que más me definen. La experiencia fue positiva, aprendes mucho de la universidad, empiezas a pensar que uno sigue siendo parte de la universidad, aunque no ganase ese proceso electoral. He continuado dando clases con mis proyectos de investigación, con mis cosas, y en un momento dado, aparece un nuevo proceso electoral en la UCA. Tenía muy claro que si el actual rector daba continuidad al mandato, yo no me iba a presentar, pero cuando hablé con él, hace prácticamente un año, me dejó ver la idea de que él no se iba a presentar. Lo planteé con mi equipo, vimos que las ideas seguían intactas, la ganas también, la motivación. Y decidimos volverlo a intentar y subirnos todos a este barco que lidera Casimiro Mantell, es decir, yo.

3- Las elecciones al Rectorado de la Universidad de Cádiz (UCA) cuenta con dos aspirantes: María Mosquera y usted (Casimiro Mantell). ¿Cómo se ve frente a su rival y en qué cree que se diferencian?

Nunca he comparado nada. Yo puedo hablar de mis motivaciones y de mi fortaleza. Cuando te presentas a estas cosas lo tienes que hacer desde la humildad y desde la vocación de servicio, y de las ganas de trabajar. Si algo puede garantizar esta candidatura de Casimiro Mantell son las ganas de hacer cosas. Las ganas de hacer cosas en equipo, para mí es muy importante el equipo. He dedicado mucho tiempo en este último año a confeccionar a un equipo que esté cohesionado, que sea eficiente, que sea solvente, que tenga esa misma visión de universidad. Ésa quizás es la fortaleza de la candidatura de Casimiro Mantell, pero tampoco te puedo decir frente a otra. Yo me centro en mi candidatura.

4- Las personas son parte importante de la UCA. ¿Qué papel juegan en el proyecto de Casimiro Mantell?

La universidad sin las personas no es nada. Si quieres una respuesta corta te la puedo dejar así. Pero puedo extenderme más. Los estudiantes es el centro de la universidad. Tenemos que preocuparnos por los estudiantes, por darles lo que están buscando. Los estudiantes están cambiando. Y a lo mejor la universidad tiene que empezar a pensar un poquito en adaptarse a los estudiantes que están llegando. El profesorado, los investigadores, el PTGAS, necesitan una universidad moderna, adaptada, preocupada por ellos. Una universidad que se preocupe por su bienestar. Los tres pilares que nosotros estamos llevando en la candidatura están centrados en el bienestar de la comunidad universitaria, la modernización y la actualización de la universidad y de la internacionalización. En los tres están las personas como centro.

5- Durante estos meses, todo el equipo de Casimiro Mantell ha estado implicado en un proceso de escucha por los distintos campus. ¿Qué inquietudes ha palpado?

La universidad española, en general, ha salido de un proceso muy complejo que es la pandemia. Eso es evidente. Además, una institución como esta requiere del contacto físico entre las personas, y el hecho de que haya habido esta pandemia ha afectado mucho. Eso, además, se ha unido a un equipo de gobierno que ha decidido no continuar, lo que ha supuesto que la universidad esté bastante parada. Y lo que percibo es que falta una meta, un objetivo, una ruta que seguir. La gente te dice que la universidad necesita un poco de cambio, de renovación, de aire fresco.

6- ¿Cuáles son las principales líneas del programa ‘La Universidad que te escucha’ con el que se presenta Casimiro Mantell a estas elecciones?

Lo que me gustaría destacar de ese eslogan es que “la universidad que te escucha” no es un proceso previo a la candidatura de Casimiro Mantell, es un lema para mantener durante los próximos seis años. Nosotros (el equipo de Casimiro Mantell) estamos centrando nuestro mensaje en que en estos seis años tenemos que empezar a cambiar la forma en que la universidad entiende cómo se relaciona con todo, su entorno y su personal. Y esa forma de entenderlo, es lo que nos lleva a plantear lo del bienestar de la comunidad universitaria. El bienestar no significa solo tener un espacio en condiciones de salubridad adecuadas, que eso por supuesto, sino por ejemplo, una buena climatización. En los últimos años se ha ido cortando el aire acondicionado, hay centros que no tienen aire acondicionado. Falta el toque del mantenimiento. Otro aspecto sería el teletrabajo. Nuestra universidad tiene un reglamento de teletrabajo que no pueden utilizar el PTGAS porque es burocráticamente imposible, y además, está pensado para que tú te suscribas a un teletrabajo que después lo tendrás que cumplir. Y el personal ahora mismo lo que pide es la posibilidad de utilizar el teletrabajo cuando lo necesite. Otras universidades están implantando esos sistemas de teletrabajo en donde te garantizan incluso dos días a la semana y aquí no lo están haciendo. Por lo tanto, tenemos que empezar a entender cómo organizar nuestra universidad para mejorar ese bienestar.

Por otro lado, tenemos pendiente la modernización. Tenemos un sistema de comunicación que se llama Tavira, que tiene 23 años. Los estudiantes dicen que no lo leen. No se enteran de lo que les organizamos en actividades culturales, las actividades deportivas, no lo saben. Pero no solo eso, los estatutos que hagamos tienen que ser modernos, todo el reglamento que desarrollemos se tiene que modernizar. Tenemos que escribir unos estatutos ágiles, no encorsetados.

Algo que me preocupa es que el número de estudiantes en los colegios está bajando de forma estrepitosa. Tenemos que empezar a situarnos en el mapa y empezar a hacer una oferta que nos permita traer estudiantes, no solo de Cádiz, de fuera de la provincia, la comunidad autónoma o España, sino a nivel internacional. Es decir, tenemos que cambiar un poquito el concepto.

7- De todas las medidas de su programa. ¿Cuál considera Casimiro Mantell que es su propuesta estrella?

(Casimiro Mantell se muestra pensativo). Esto depende del sector al que nos estemos refiriendo. Por ejemplo, para el PTGAS, el teletrabajo. Es decir, una demanda que es un clamor de todo el personal que está muy disgustado con el reglamento vigente que es muy farragoso, no está pensado para tener flexibilidad, no es cuestión de que ellos quieran teletrabajar todos los días, sino simplemente que planteen que a lo mejor hay algunas semanas en donde necesitan ese teletrabajo por cuestiones de conciliación, por ejemplo, y el reglamento no está pensado en absoluto para eso. Parece ser que es como una marca, es decir, oye, ¿tenemos reglamento de teletrabajo? Sí, pero no les sirve a los trabajadores.

Para el PDI…(medita Casimiro Mantell), tenemos ahora mismo cerca de 300 sustitutos interinos. Y eso es un problema de la universidad y tenemos que bajar a menos de 90, que es lo que dice la LOSU. Entonces, ahí hay que hacer un plan de estabilización de sustitutos interinos urgente y orientado a resolver la situación que tienen tantos trabajadores, es decir, de pasar de cerca de 280 a 90. El esfuerzo que tenemos que hacer en el próximo año es tremendo.

8- El 12 de abril de 2023, entró en vigor la nueva Ley Orgánica del Sistema Universitario (LOSU) en España. ¿Qué cambios debe hacer la UCA para adaptarse? ¿Habrá cambios de estatutos, candidato Mantell?

Habrá cambios, hay que adaptarse. Uno de esos cambios es la ampliación del mandato del Rector y de su equipo de cuatro a seis años y es un tema que, a mí, por ejemplo, me preocupa. No es algo que me guste. Esta modificación que se ha hecho va a generar que como se enquiste un problema, en esos seis años no se arregla. Y antes, por lo menos, tenías un periodo intermedio donde había una parada (elecciones), una posible repensada, un cambio de rumbo, y ahora puede que en un momento dado te lleves seis años en donde la universidad, si se equivoca… no tenga margen de cambio. Lo he comentado con unos compañeros, con personal que está en la gestión y dicen “pero si sales de rector te viene mejor”. Es que Casimiro Mantell no tiene que pensar en lo que a mí me viene a mi mejor como rector, yo tengo que pensar en la comunidad universitaria. Mira te voy a poner un ejemplo, en la mayoría de los ayuntamientos cada vez que hay elecciones empiezan las obras un año antes. ¿Eso, por qué? Porque el proceso electoral hace que los gobernantes se pongan las pilas. Es así. Y el hecho de que haya un proceso electoral en medio, hace que un equipo de gobierno esté preocupado por darle continuidad. Seis años es un tiempo suficiente para desarrollar proyectos, pero que pensemos que veníamos de un proceso o de una etapa en donde eran cuatro años, elecciones, más otros cuatro años. Para mí, lo razonable es que tú hagas cuatro años, y tengas un proceso de revisión intermedio y que puedas darle continuidad a eso, y valorar si el trabajo está haciéndose bien.

En cuanto a los estatutos, el debate es qué estatutos hacemos, ¿no? Y ahí están los que piensan que lo mejor es retocar levemente los estatutos, o como yo que en un momento dado creo que debemos sentarnos y hablar del modelo de universidad que queremos los próximos años. Los estatutos no se cambian con tanta frecuencia. Y hay veces que cuando tú blindas un aspecto en los estatutos, después modificarlo cuesta la misma vida. Entonces tenemos que ver si hay cuestiones que queremos que estén en los estatutos o que estén en reglamentos que después se modifiquen de forma más sencilla. Recuerdo que hemos tenido en nuestra universidad algunos debates por intentar modificar algunos aspectos de los estatutos que no han salido por la cantidad de acuerdos que tú tienes que llevar y votos que tienes que llevar en el claustro para que eso salga adelante. Nuestra opinión, o lo que me traslada la gente de derecho que llevo en la candidatura, es que lo mejor es tener unos reglamentos, unos estatutos. muy suave desde el punto de vista reglamentario, que no introduzca un articulado excesivo, intentando reglamentarlo todo, simplemente que defina un marco que salvaguarde aquello que queramos salvaguardar. Que probablemente tengamos que preocuparnos un poco por la distribución de nuestra universidad en cuatro campus y plantear que en ese modelo de distribución en cuatro campus, tengamos que garantizar la calidad en todos ellos. Y hay algunos aspectos que habrá que blindar. Y después desarrollar reglamentos. Eso nos obliga a trabajar más, pero bueno, a eso estamos.

9- Está de plena actualidad el decreto de ordenación de enseñanzas universitarias. ¿Qué demandas de nuevas titulaciones considera que existe en la UCA, candidato Mantell?

Hemos estado reuniéndonos con decanatos para saber qué es lo que están planteando. Lo primero es decir que no me gusta que en un periodo en donde creo que son cinco universidades las que ha tenido procesos electorales, se negocie el modelo de financiación, por ejemplo, y el tema del mapa de titulaciones. Es muy cómodo entre comillas, para un equipo de gobierno saliente, porque son equipos que están terminando y que claro, no te entran en la misma batalla de un equipo que después tenga que darle el recorrido. Casimiro Mantell es de la opinión de que la Universidad de Cádiz tiene que crecer pero tenemos un marco magnífico que es nuestro proyecto de Universidad Europea de los Mares, el proyecto Sea-EU. Es un proyecto que lidera la Universidad de Cádiz, que se consiguió hace unos cinco, seis años. Yo estaba en el equipo de gobierno cuando se consiguió el proyecto que no solo continúa, se ha mejorado incluso, por lo tanto ahora mismo estamos en una posición magnífica. Somos nosotros los líderes del proyecto y yo creo que tenemos que empezar a definir titulaciones internacionales dentro de ese marco. Y eso no es fácil. Es decir, esto no lo estoy hablando a corto , ni a medio plazo. Hay que cambiar nuestros hábitos, nuestra forma de dar la docencia, la docencia en inglés. Es algo que cuesta trabajo, pero tendremos que empezar a integrarlo en nuestras titulaciones para empezar a generar titulaciones en donde un estudiante, por ejemplo, en Nápoles, empiece primero de carrera, continúa segundo en la UCA, y así, según sus propios intereses. Tenemos financiación, tenemos los socios, tenemos liderazgo, bueno, tenemos que hacerlo.

10- La transformación digital es ya una realidad para mejorar la docencia y el aprendizaje. ¿Cómo afronta ese bloque en la UCA, señor Mantell?

Todavía queda mucho por hacer (suspira Casimiro Mantell). Cuando estoy hablando en las reuniones que he tenido con el personal, con el PTGAS, sobre el tema de la digitalización, me dicen que efectivamente se ha avanzado, pero se ha avanzado mucho en la parte de digitalización hacia el usuario externo. Es decir, tú eres capaz de presentar algún documento a través de la administración electrónica. Pero desde que se presenta, toda la gestión que se lleva el PTGAS, tiene todavía muchos procesos que son aún analógicos, ahí tenemos todavía un campo muy importante para trabajar. Nosotros llevamos un vicerrectorado para la transformación de la universidad digital que tiene tres patas. Una es la parte de la gestión que hay que simplificarla enormemente utilizando las herramientas digitales e inteligencia artificial, pero después hay dos patas que tenemos que incluir, la digitalización, relacionada con la docencia. Los alumnos ya manejan el Chat-GPT y nuestro profesorado todavía no sabe exactamente el potencial que tiene eso y lo ven como una amenaza, cuando de verdad es lo que actualmente están usando nuestros estudiantes. Y después la última parte es la investigación. Nosotros tenemos una plataforma para subir artículos, que es Rodin, pero lo que nos están pidiendo desde fuera es que empecemos a poner objetos digitales, resultados de la investigación, la evaluación de la investigación, parece que va por ahí, y ahí hay un reto importante. Esos tres retos los estamos incorporando dentro del servicio rectoral.

11- Hablamos de infraestructuras. La Universidad de Cádiz ha anunciado que ya tiene hecho el proyecto de ejecución del edificio Valcárcel al que se espera el traslado de la Facultad de Ciencias de la Educación dese Puerto Real a Cádiz. El proyecto está estimado en 39.593.300,14 euros. ¿Qué nos puede avanzar, señor Mantell?

Valcárcel parece que está pendiente de la firma de un convenio, y digo parece ser, porque es que no lo sé. Yo lo que veo en prensa es que hay incertidumbre, es decir, no está tan claro. Hace un año el consejero vino a la inauguración del curso y se llevó una ovación a la mitad, cuando habló de Valcárcel. En La inauguración del curso de hace unas semanas, no se mencionó para nada Valcárcel. Me consta que hay intención de firmar un convenio, pero yo no sé lo que pone el convenio, ni sé en qué términos. Entonces, a mí lo que me dice el cuerpo es precaución. Yo no sé lo que está comprometiendo la universidad. Lo que sí tengo claro y lo que digo siempre, es que la universidad se tiene que preocupar de la calidad, el bienestar, la modernización, todo lo que estamos diciendo, de su comunidad universitaria. Y nosotros tenemos ahora aquí la Facultad de Ciencias de la Educación, que es el edificio más obsoleto y que tenemos que mejorarlo. Si esa mejora pasa por Valcárcel y efectivamente es una mejora, bienvenido sea. Pero tenemos que tener en cuenta que en este edificio se imparte el grado de actividad física y deporte, que tiene aquí en frente un pabellón con piscina, pistas de baloncesto, pistas de pádel, un campo de fútbol, tenemos el embarcadero de las actividades náuticas de la Universidad de Cádiz prácticamente a cinco minutos, y meternos en la zona del casco antiguo de Cádiz, en donde yo no sé si van a haber instalaciones deportivas, bueno, pues yo no puedo comprometerme con eso ahora mismo en campaña electoral. Y lo que estoy diciendo es que soy prudente.

Por otro lado, nos quejamos del transporte aquí en Puerto Real, pero imagínese el transporte en el casco histórico de Cádiz. No hay un autobús que te lleve de la estación, al campus universitario en Cádiz. Tienes que coger dos autobuses. Andando se tarda menos. ¿Y cuando llueve? Estamos hablando de 15 o 20 minutos. Eso se tiene que resolver. Es decir, nosotros no podemos aceptar llevar 3.000 estudiantes de repente y meterlos enfrente de la Caleta. ¿3.000 estudiantes? ¿Dónde aparcan? Algunos lo dicen. ¿Qué tenemos que buscar sitio para aparcar? ¿3.000 estudiantes? ¿O alojar 3.000 estudiantes? Mira, la Universidad de Cádiz tiene ahora mismo en remanentes de tesorería no afectados, según el informe del rector, unos 30 millones. Yo supongo que de esos 30 millones habrá una parte que no se pueda tocar, pero ¿nosotros qué vamos a comprometer ese remanente de tesorería no afectado en Valcárcel? Yo espero que no. La universidad necesita un mantenimiento tremendo. Ojalá Valcárcel pueda ser universitario, pero no a costa de la Universidad de Cádiz, a costa de la sociedad andaluza y de la ciudad de Cádiz que, efectivamente, necesita resolver un problema que tiene en una zona. Ahí hay varios problemas, varios edificios que no están en uso, pero la Universidad de Cádiz no puede ser la que asuma eso. Yo tengo que garantizar el preocuparme de la universidad, no de la ciudad.

12- La provincia de Cádiz es singular por las características de sus comarcas y por la distribución de población en torno a grandes núcleos urbanos. La UCA dispone de cuatro campus: Cádiz; Puerto Real; Jerez; Bahía de Algeciras ¿Qué hay pensado para cada uno de ellos?

Los cuatro campus son muy diferentes. Las características quizás culturales, por ejemplo, del Campus Puerto Real y Campus Cádiz, se pueden parecer un poco más. El de Bahía de Algeciras tiene sus particularidades, pero es que culturalmente Jerez es un mundo. Mira que somos andaluces de la misma provincia, pero ahí hay diferencias. Por lo tanto, la universidad en cada sitio tiene que desarrollar su programa social, cultural, de forma diferenciada.

Para Bahía de Algeciras tenemos previsto un vicerrectorado, que además tenemos que dotar de contenido y unas competencias con las que darle actuaciones, como por ejemplo que tenga un plan propio específico de investigación, un plan propio de promoción de sus titulaciones. Allí hay una población de cerca de 300.000 personas, que hay provincias en España que tienen menos habitantes que lo que tiene el campus Bahía de Algeciras, y tienen su propia universidad. Entonces, nosotros ahí tenemos que reforzar la presencia de la universidad para desarrollarlo allí. Tenemos que mejorar la visibilidad de las titulaciones que tenemos allí porque ni la propia población las conoce.

Jerez es el típico campus cerrado, parecido al de otras universidades, donde tú tienes edificios con sus despachos, el aulario… Ahora mismo se está construyendo un aulario que es necesario. Yo creo que ahí es importante que haya un crecimiento de titulaciones. Tenemos un plató de televisión, emisoras de radio que ahora mismo lo estamos utilizando, por eso se habló en su momento que hubiera algún tipo de titulación relacionada con la comunicación audiovisual, que yo creo que ahí tendría su cabida. En la ciudad de Jerez sí que conocen las titulaciones que se imparten, sí tienen arraigo allí, pero sí que es verdad que faltan aspectos relacionados con el alojamiento. La ciudad de Jerez no tiene ese alojamiento universitario que se está desarrollando, por ejemplo, en el campus Cádiz. Entonces, allí, una de las cosas que planteamos es poder incorporar algún tipo de residencia en los espacios que tenemos.

En cambio, en Cádiz el problema es diferente. En Cádiz el problema es el transporte y el alojamiento que es carísimo en Cádiz. Y por no extenderme más, al campus de Puerto Real, hay que darle vida. Es un campus también precioso y falta vida. Los estudiantes nos lo están demandando.

13- La universidad y la investigación van de la mano y es un ámbito que usted, candidato Mantell conoce bien. ¿Qué nos puede apuntar en ese aspecto?

Soy de los que dicen que la vocación de la universidad es la docente y la investigación es lo que hace diferenciarnos de otros ámbitos docentes. La investigación es lo que te permite estar actualizado, es decir, que tu docencia sea de mayor calidad. Por lo tanto, es necesaria y fundamental en la universidad. Lo que hay que analizar es cómo estamos. Yo ya he pasado por el vicerrectorado de investigación y continuamente analizaba cómo estaba la Universidad de Cádiz. Hay plataformas en donde te permite ver cómo van evolucionando las publicaciones. Y me preocupa que este año, en el informe que presentó el rector, veíamos que había un descenso en el número de publicaciones. Esa es la primera vez que pasa en los últimos 20 años. Bueno, en el 2011 también, justo después de la crisis económica. Y claro, aquí, es verdad que hemos tenido una crisis social, como una pandemia, pero eso no está pasando en las demás universidades. La Universidad de Cádiz tiene del orden de 20.000 estudiantes y la Universidad de Jaén está más o menos por la mitad. Bueno, pues estamos por debajo en producción científica. Algo pasa, ¿no? Tenemos pocos proyectos internacionales, creo. Tenemos que reforzar esos proyectos internacionales, mientras que estamos muy potentes en el proyecto del SEA EU., de la Universidad Europea de los Mares, en proyectos europeos de investigación tenemos todavía un gran camino por recorrer y yo creo que es el reto de los próximos años, aumentar esa cartera de proyectos. No estamos siendo bien competitivos.

14- La financiación y su gestión es un punto clave en todos los programas de los candidatos. ¿Cómo la visualiza en su proyecto, con este nuevo modelo de financiación que ha entrado recientemente en vigor?

Yo me he leído el modelo y te convence, pero yo no he visto ni un euro en el documento que me han mandado, y no aparece ningún euro para la UCA. Yo no sé si eso al final va a ser coherente, hay algunos apartados que tú los lees y no sabes exactamente en qué va a beneficiar o qué va a perjudicar y hacia dónde van, y yo supongo que se habrán hecho simulaciones, pero yo no tengo acceso a ella, entonces lo veo con preocupación.

La Universidad de Cádiz tiene una casuística que no la tienen las demás universidades, y es el número de campus y la separación de los mismos. Cada campus en sí es como una universidad en pequeño, y nosotros tenemos que reproducir bibliotecas, como esta es la que estamos de Puerto Real, en los cuatro campus de la UCA. Además, el modelo de campus de la ciudad de Cádiz es un modelo de centro, en donde tampoco tenemos la posibilidad de tener una biblioteca. Cada vez que hablamos de deporte, tenemos que preocuparnos del deporte en cuatro campus. Una universidad con un único campus invierte en ese deporte y el personal, que es donde se va la mayor parte del presupuesto, en los capítulos de personal. Nosotros tenemos una piscina en Jerez, tenemos otra en Puerto Real, y estamos hablando de que, si se va la actividad física de deporte a Cádiz, tendríamos que tener otras instalaciones allí. Y eso implica más personal, más mantenimiento, eso lo tienen que recoger los modelos de financiación. En definitiva, mucha incertidumbre y preocupación.

15- Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), la igualdad o la conciliación familiar son temas que se abordan en la sociedad actual. ¿Cómo los valora?

Nosotros llevamos un vicerrectorado que se llama Desarrollo Sostenible, Cultura y Responsabilidad Social. A mí ese nombre no me gusta. A mí me gusta sostenibilidad, yo creo que es el concepto que tenemos que acuñar y en ese vicerrectorado he incorporado la planificación económica y estratégica de la universidad y a la gente le choca, pero es el concepto moderno, es decir, ¿Qué es la sostenibilidad? La sostenibilidad es lo que hace que esto funcione. Que nosotros podamos seguir avanzando, que la gente pueda desarrollar su vida adecuadamente con sus hijos, eso es sostenibilidad. Hablamos de tres pilares, fundamentalmente, el ambiental, que es el que todo el mundo asocia, el económico, que también se asocia adecuadamente, pero después está el social. Sostenible no es apagar el aire acondicionado porque queremos ahorrar luz. ¿Por qué? Porque la gente empieza a sudar y empieza a trabajar mal. No puede estar a gusto. Eso no es sostenible. Una de las novedades que llevamos es que en ese vicerrectorado llevemos la dirección estratégica y la económica. La universidad, al fin y al cabo, funciona por una responsabilidad social, una universidad pública.

Aparte pongo yo las políticas de igualdad, diversidad e inclusión. Aunque las podría integrar ahí dentro yo creo que es importante separarla. ¿Por qué? Porque nuevamente es un aspecto transversal y eso lo llevamos dentro de una dirección independiente. Y aún así, hay cuestiones de igualdad que no tienen nada que ver con la diversidad y que tienen que ver la inclusión. Todo entra dentro del mismo concepto que es igualdad, pero las políticas que desarrollan una u otra no tienen nada que ver. Mientras que por ejemplo en diversidad tienes problemas de odio, en igualdad tienes problemas de acoso. Y aunque son problemas gordos, se tienen que enfocar y orientar de forma diferente.

 

— Muy personal—

¿Rincón favorito de la ciudad de Cádiz para Casimiro Mantell?

El casco antiguo.

¿Y el de la Universidad de Cádiz (UCA)?

Mi facultad de Ciencias.

Si no se dedicase a la enseñanza, sería…

Aspirante a profesor universitario, sustituto interino, intentando conseguir una plaza. Yo soy muy perfeccionista y el ámbito universitario me permite desarrollarme como yo quiero con la investigación, la docencia. Estoy en mi terreno.

¿Con qué estación del año se queda Casimiro Mantell y por qué?

Me encanta el invierno, el frío, porque soy muy casero.

¿Cuál es su signo del zodiaco, señor Mantell?

Géminis.

¿Prefiere chicharrones o ‘pescaíto frito’?

Pescaíto frito.

¿Carnavales o Semana Santa?

Cada una en su momento (sonríe).

¿Cuál es el libro favorito de Casimiro Mantell?

Me gustó ‘Cien Años de Soledad’, pero yo soy muy friki del Señor de los Anillos.

Un sueño por cumplir…

(Casimiro Mantell sonríe y suspira). Los sueños los asocio a mi familia, entonces diría que el bienestar de mi familia para mí es fundamental, ese es el sueño de todos los días, que estén bien.


Compartir

Otras noticias de interés

La UCA celebra el III Congreso de Jóvenes Historiadores y Humanistas ‘Del Mediterráneo al Atlántico’

Aula Magna

Programa ‘UNIVERSEM 2013’ en la Universidad de Cádiz

Aula Magna

Un proyecto europeo para mejorar la prevención de problemas neurológicos en bebés prematuros

Aula Magna

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies