La Jornada de Bienvenida, un escaparate para conocer todo lo que ofrece la UAL a sus estudiantes

La Jornada de Bienvenida, un escaparate para conocer todo lo que ofrece la UAL a sus estudiantes


Como si de un escaparate se tratase, la Jornada de Bienvenida de la Universidad de Almería ha servido un año más para dar a conocer a los estudiantes, tanto de nuevo ingreso como los ya experimentados, todo lo que ofrece la institución almeriense en materia formativa, cultural, deportiva o social. Propuestas que se presentaron ayer en el Centro Deportivo de la UAL en los distintos stands instalados en su interior donde no faltaron los principales servicios de la Universidad (Igualdad, Defensor Universitario, Empleo, etc.), las asociaciones de estudiantes, los distintos vicerrectorados, UAL Deportes o numerosas ONGs colaboradoras del programa ‘Voluntari@s UAL’.

El deporte estuvo presente en la jornada.

El deporte estuvo presente en la jornada.

Así, desde poco antes de las 12 de la mañana y hasta las 18 horas, los estudiantes de la Universidad de Almería pudieron disfrutar de esta Jornada de Bienvenida, organizada por el Vicerrectorado de Estudiantes y Empleo. Una jornada amenizada con música en directo (en el exterior del Centro Deportivo), juegos, sorteos y multitud de actividades con las que, además de dar la bienvenida a los nuevos estudiantes, éstos tuvieron la oportunidad de conocer todas las posibilidades que la UAL les ofrece más allá de las aulas para que, durante su etapa universitaria, puedan aprovechar al máximo su paso por el campus almeriense.

Jornada en la que los stands informativos de los diferentes servicios de la UAL recibieron continuamente a estudiantes interesados en conocerlos. Y en los que, además, los estudiantes obtuvieron información sobre eventos culturales, talleres, cursos y programas que se van a poner en marcha. Señalar también que en los diferentes puestos los estudiantes pudieron obtener información sobre las prácticas en empresas, las posibilidades que tiene de realizar tareas de voluntariado o dónde deben acudir para hacer una consulta sobre su orientación profesional.

En este sentido, la vicerrectora de Estudiantes y Empleo, Maribel Ramírez, indicó ayer que afrontaba la jornada “con mucha ilusión y trabajo por darle a los estudiantes, de una forma más especial, la información sobre lo que la Universidad les ofrece este año”, en lugar de ir clase por clase y contárselo. Por ello, “hemos querido traer la jornada a un único sitio, en concreto a UAL Deportes, para que conozcan esta parte oeste del campus, la que menos conocen”, apuntaba.

El transcurso de la Jornada de Bienvenida

Durante el transcurso de la Jornada de Bienvenida de la UAL, además de los vicerrectorados que más usan los estudiantes, los servicios, las asociaciones y delegaciones de estudiantes y una veintena de ONGs, ayer los estudiantes pudieron conocer de primera mano “la formación extra académica”, comentaba Ramírez, como el programa JUMP que cuenta con cursos enfocados principalmente al mercado laboral y el emprendimiento.

Estudiantes informándose en uno de los stands.

Estudiantes informándose en uno de los stands.

Asimismo, en esta Jornada de Bienvenida también hubo sorteos de camisetas, de cursos de formación y se prepararon tres paellas (de marisco, de pollo y vegana) a petición de los estudiantes. Actividades lúdicas que también contaron con música de manos de los propios estudiantes, quienes tocaron sus instrumentos y ofrecieron sesiones de dj.

“Estamos con mucha ilusión y todo gracias al equipo que tengo en el Vicerrectorado de Estudiantes, desde los becarios a los directores de secretariado y todos los estudiantes que están colaborando, que son el alma de las jornadas. Son los que contagian con su ilusión y tiran del carro con nosotros”, puntualizaba la vicerrectora.

Un escaparate con mucha repercusión

Con respecto a la repercusión de la Jornada de Bienvenida, Maribel Ramírez señaló ayer que es “mucha” porque los correos electrónicos “no conectan con el estudiante como lo hace conociendo la información de esta forma más lúdica y cercana”. Una visión que comparte Andrés Mateo Piñol, estudiante de la UAL y miembro de la Delegación de Ciencias Experimentales, pues “como representantes estudiantiles y miembros de las asociaciones universitarias agradecemos este tipo de eventos porque así podemos llegar a nuestro compañeros”.

Y es que, apuntaba Andrés, “el mayor problema que tenemos es que los correos no funcionan porque la inmensa mayoría no los lee. Y aunque la difusión de la Universidad ayuda mucho, aún falta el paso de que sepan que hay cursos gratis o que existe una asociación de ajedrez, y eso se consigue con eventos como este”, remarcaba. Razón por la que agradecía que se celebre cada año la Jornada de Bienvenida, que ayuda a que su labor como representantes estudiantiles se ejerza de forma más fácil. Labor que, como apuntaban desde el stand del Consejo de Estudiantes de la UAL, parece que resulta bastante atractiva para muchos estudiantes al haber recibido numerosas preguntas sobre cómo participar activamente en los distintos órganos de representación estudiantil.

Gran afluencia de estudiantes en la jornada.

Gran afluencia de estudiantes en la jornada.

Por su parte, en el caso de las ONGs participantes en el programa ‘Voluntari@s UAL’, las jornadas de puertas abiertas “son un encanto porque tenemos acceso a muchos estudiantes que de otra manera nuestra información no les llega”, comentaba Moisés Palmero en representación de Ecocampus y de Promar. Dos asociaciones de voluntariado de carácter medioambiental que, gracias a su presencia en la Jornada de Bienvenida del año pasado, “conseguimos una serie de participantes que luego, a lo largo del año, fueron muy fieles”. Motivo por el que este tipo de jornadas “nos gustan porque es el momento de contactar y contárselo en primera persona”.

Asimismo Ana París, de la Asociación de Personas con Discapacidad ‘Verdiblanca’, apuntaba que estas jornadas “me parecen muy bien, porque el mayor problema es que los estudiantes no tienen información, les falta información sobre el voluntariado”. Por este motivo, con la presencia de la asociación en el campus a través de la Jornada de Bienvenida, “es interesante que sepan todo lo que le pueden ayudar, las herramientas que pueden solicitar y cómo está evolucionando todo el tema de voluntariado en la UAL”.

Y es que darse a conocer, comentaba Ana París, “al final es más importante en estudiantes sin discapacidad, porque son los que tienen que promover, ayudar y concienciarse de lo importantes que pueden ser ellos en este tipo de temas”. Así, al igual que comentaba Moisés Palmero, para París estas jornadas son un escaparate sin igual ya que “el año pasado, los voluntarios que captamos desde la UAL fueron muy importantes. Han estado durante todo el año con nosotros, les ha encantado la experiencia y, de hecho, muchos siguen manteniendo el contacto y siguen siendo voluntarios”. Un hecho que demuestra que las jornadas han servido para hacer cantera en temas de voluntariado.

Gran presencia de las asociaciones universitarias.

Gran presencia de las asociaciones universitarias.

Jornadas de Bienvenida que, como no podía ser de otra manera, aportan vida universitaria a la par que resuelven todo tipo de dudas a través de un circuito donde los estudiantes pueden ver todos los servicios de la UAL, representantes estudiantiles, asociaciones y ONGs. Pero no se quedan ahí, como señalaba ayer en declaraciones a este diario Álvaro Castro, miembro del equipo organizador de la Jornada de Bienvenida por parte del Vicerrectorado de Estudiantes, pues la Jornada de Bienvenida busca transmitir a los estudiantes “que la universidad no se tiene que quedar en las cuatro paredes que tiene cada clase, tenemos que salir. Y el abanico de posibilidades que ofrece la UAL para la formación de todo tipo la podemos encontrar en estas jornadas para desarrollarlo”.

Además, como miembro de Sapere Aude, una de las asociaciones de estudiantes de la UAL, Álvaro Castro también recalca que las Jornadas de Bienvenida suponen dos cosas muy importantes para las asociaciones. La primera, de cara al público, “que la gente conozca la asociación”, y la segunda, “ponernos en la realidad de lo que solicita la gente. Y es que esto se renueva, viene gente nueva, con ideas nuevas,… gente que quiere proyectar unas ideas que a lo mejor nosotros, por estar aquí, todavía no las teníamos en cuenta”; lo que se traduce en un ‘feedback directo’ para mejorar y hacer crecer las asociaciones de estudiantes con nuevas propuestas.


Compartir