Las universidades andaluzas cumplen con las normativas para la atención del alumnado con dislexia pese a no haber enviado las recomendaciones de la FEDIS

Las universidades andaluzas cumplen con las normativas para la atención del alumnado con dislexia pese a no haber enviado las recomendaciones de la FEDIS


Este jueves 9 de julio se ha celebrado el último día de las Prueba de Evaluación de Bachillerato para el Acceso y la Admisión (PEvAU). La conocida como selectividad se ha desarrollado en Andalucía sin más novedades que la aplicación de las normativas de seguridad por la alerta sanitaria del COVID-19.

Desde la Federación Española de Dislexia (FEDIS) junto a las Asociaciones miembro de esta federación en Andalucía, han señalado su preocupación y descontento por la falta de apoyo al alumnado con necesidades especiales durante. Una posición desmentida por algunos de los rectores y rectoras de las universidades andaluzas.

En este sentido, desde la Universidad de Cádiz, Francisco Piniella, ha expuesto a Aula Magna, El Periódico Universitario que, preguntado al vicerrector de estudiantes “no, no ha habido ningún problema”, solicitando que se den a conocer cuáles han sido los casos que se han podido quedar sin atender. En esta línea, Carmelo Rodríguez, rector de la Universidad de Almería, ha añadido que “en Almería, incluso hemos recibido felicitaciones de los padres por el tratamiento dado, así que no entiendo nada”, añadiendo que “lo pero ha sido la actitud de la Consejería, que se pone de perfil en lugar de defender el buen trabajo que han hecho las universidades”.

Preguntados sobre la atención al alumnado con dislexia y otras DEA, desde la Universidad de Córdoba se sostiene que “nosotros hemos tratado a los alumnos con dislexia siguiendo los protocolos y las normativas establecidas. No hemos tenido ninguna queja de ningún alumno”. En esta línea desde la UCO han recalcado que es “la Consejería de Educación quienes envía los informes de adaptación” y estos están muy contentos con como hemos actuado ahora y siempre, de forma impecable”.

Desde la Junta de Andalucía han remitido a este medio que han sido las universidades quienes han rechazado el envío del protocolo con las  recomendaciones para el alumnado con dislexia y otras DEA, realizado por los expertos de la FEDIS. Una postura que, fuentes universitarias rechazan, comentando que “deberían haberse sentando con las universidades para dejar claro todo desde el principio”.

La FEDIS insiste que no se atendieron las recomendaciones enviadas

En un comunicado en redes sociales,  las asociaciones de FEDIS en Andalucía han remarcado su postura, subrayando “su total rechazo a decisiones que afectan directamente a nuestro colectivo, sin justificación alguna y sin tener en cuenta todo el trabajo llevado a cabo el mes de abril y mayo de manera conjunta con la Consejería Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta de Andalucía, y la Comisión de expertos en materia de necesidades específicas de apoyo educativo (NEAE) creada para este fin”.

En este comunicados, desde FEDIS se señala cómo “los vicerrectores se negaron a realizar la difusión de las recomendaciones realizadas por la Comisión de expertos, en contra del criterio la Junta de Andalucía, que atendieron en todo momento la solicitud de la FEDIS y de la Comisión, con el fin de evitar el sufrimiento de los menores que este año se presentan a las pruebas de acceso, por culpa de la desinformación y desconocimiento de los derechos que tienen reconocidos el alumnado con NEAE, amparados en los Reales Decretos 412/2014 y 310/2016.”. Como consecuencia de ello, según la Federación, durante la jornada de ayer diversas familias han acudido a las Asociaciones de Dislexia de la FEDIS, con máxima preocupación al ver que la Universidad se negaba a cumplir las adaptaciones de los informes individuales reconocidos por la Junta de Andalucía.

El Secretario General de la FEDIS, Iñaki Muñoz, ha señalado a este periódico como, aunque no hayan llegado quejas a los rectores estos “sí se han negado a enviar las recomendaciones al personal encargado de controlar las pruebas”. Desde la FEDIS se reunieron el pasado mes de junio con las autoridades de la Junta de Andalucía en materia de educación para hacer llegar sus protocolos y recomendaciones, entendiendo que “siendo una prueba conjunta en toda España debíamos reunirnos con los representantes de educación”.

Ante el cumplimiento de las adaptaciones para los estudiantes con dislexia y otras DEA en la selectividad, desde la FEDIS subrayan que “las adaptaciones las tienen que hacer por ley, no les queda otro que hacerlo”, porque si las cumplieran “estarían prevaricando”. Asimismo, Muñoz ha subrayado que “la ley les obliga lo que nosotros pedimos es que las recomendaciones se mandarán porque ha sido un año muy duro para el alumnado con dislexia por no haber recibido ni el tratamiento ni haber acabado segundo de bachillerato en condiciones”.

En el programa Hoy por hoy, la presidente de la Asociación de Dislexia de Cádiz, Lucía Alcántara, ha señalado las dificultades a las que se enfrentan los estudiantes con dislexia y otras DEA en los exámenes de selectividad, recalcando el desconocimiento de algunos coordinadores de las pruebas antes las necesidades de estos estudiantes.

Reticencias al modelo de selectividad

Aunque finalmente todo el proceso se ha desarrollado sin incidentes, el modelo de selectividad no ha gustado a todos. Así lo exponía el primer día de las pruebas el rector de la Universidad de Málaga, José Ángel Narváez, quien señaló ante los medios de comunicación cómo “desde el principio mostré mi reticencia porque hay soluciones alternativas“, a lo que ha sumado cómo desde “siempre me he creído que estábamos en una pandemia y parece que esta haya pasado. Yo sigo preocupado por la salud de los estudiantes y la comunidad educativa”.


Compartir